La vida inútil

La vida inútil, es tan estúpida como la muerte inútil. Bien escribía César Vallejo en su famoso poema “Estáis muertos”. Seres vivos que hacen todos los días de su vida un culto a la muerte. Por eso, no envidio ni envidiaré la felicidad de los infelices. Tengo derecho y la responsabilidad de hacer de mi vida un intento de felicidad. Pero, no hay nada más tonto e inútil, que creer que la felicidad es un mero ejercicio del individualismo. Los demás son mi espejo, en el otro me reflejo, en los otros me realizo. Que tonta, una clase media, profesional y llena de oportunidades, incapaz de sentirse realizada, luego que se han alfabetizado a millón y medio de personas. Por eso, hace poco, un extranjero me pedía que quería conocer al proceso bolivariano, con cualidades y defectos, a lo que le recomendé, que no le hiciera caso a la oposición, que si quería oír críticas realmente serias buscara más bien del lado del chavismo. Luego de dos meses me agradeció el consejo y me confirmó que de este lado, realmente las críticas, no sólo son serias, sino también contundentes y radicales.
Vivir creyendo que la felicidad estriba en una pelea loca por conseguir dinero es una estupidez que se repite de generación en generación, cuando todos sabemos, porque todos aunque sea en un pequeño momento de nuestras vidas hemos sido felices, que ésta depende siempre de estar entusiasmados. Ya sea en el amor, en trabajos que nos representan, en ilusiones que perseguimos, etc. La felicidad no viene del dinero, y eso lo supo Judas (si la historia que nos contaron es correcta) y casi estoy seguro que también lo debe saber Bill Gates. Que diferencia hay entre el espejismo de la felicidad y la felicidad. El dinero sólo como intercambio, como objeto (y no sujeto), como herramienta, como móvil, de algo que lo trascienda. Por eso D.H. Lawrence dice:
“Cuando deseo ser rico, entonces sé que estoy enfermo.
Porque, para decir verdad, tengo suficiente tal como soy.
Así pues: cuando me pesco pensando:
¡Ah, si yo fuera rico!
Me digo: no estoy bien, mi vitalidad anda baja”
Yo vengo de una familia aristocrática limeña. Mis abuelos vivían en una fabulosa mansión en la avenida Salaverry, llenos de piezas artísticas, joyas, muebles medievales, libros incunables, etc. Tuve la suerte de tener un abuelo que dilapidó su fortuna heredada por una pasión. El se empeñó en investigar sobre la vida de los piratas, y tanta fue su obsesión, que terminó perdiendo un ojo, a lo cual le puso un parche, y cojeaba luego de una operación. Por supuesto siempre se acompañó de un estricto mal humor. Digo que fue una suerte lo que para muchos de mis parientes fue una desgracia, por que tal vez la historia contraria me hubiera convertido en un “feliz” banquero con la única meta de hacer dinero, o irme a ser un vendedor en una tienda de ropa en EEUU, y no el poeta desordenado que soy.
Que triste debe ser la vida de alguien que mata por dinero, y que pobreza mental debe tener alguien que manda a matar a alguien por dinero. Que estupidez la de algunos de querer negarles a otros la posibilidad de soñar con un mundo más hermoso, con el único argumento de que “está demostrado históricamente que el socialismo ha fracasado”, por lo tanto hay que seguir dejando las cosas como están, en este capitalismo absurdo que nos está llevando al abismo. Como si los negros haitianos que vendían su sangre para la mafia Somoza Duvalier vivían en un país socialista, o como si los niños muertos de hambrunas en África viván países socialistas, o como si los más de 150 golpes de estado en Bolivia eran producidos por un país socialista. O como si los soldados portugueses, franceses, belgas, italianos, ingleses, etc, que iban a matar africanos, para colonizar países, para ganar más dinero, venían de países socialistas. O los que creen que porque viven en un país que tiene la libertad de irse todas las veces que se quiera a un McDonalds mientras se invaden y sojuzgan a pueblos, todo por el “bendito” dinero, están en un modelo a seguir de democracia. O es que acaso la madre asesinada en Argentina al que le roban su hijo para vendérselo a una “pobre” familia adinerada que no puede tener hijos, vivía en un país socialista. O es que acaso no conmueve el murmullo generalizado de los pobladores de Bagdad rezando antes del primer bombardeo. Es una mierda. Como fue una mierda la URSS de Stalin, pero a mi no me quitan mi derecho a soñar un mundo distinto ni una clase retardataria e ignorante, ni los abortos históricos de socialismo. Si se llama socialismo lo que buscamos o se llama de otra forma, no me importa. Lo que sí se es que, como dice Silvio en su canción “El Necio”, muero como he vivido.
En Venezuela, estamos viviendo la oportunidad de oro de debatir, inventar, construir, saldar deudas históricas, para dibujar un modelo de sociedad justo y humano. Todas las trabas y resistencias las tenemos, internas y externas, y hasta ahora hemos podido salir airosos. Sin embargo, hoy más que nunca es imprescindible el no equivocarnos por que estamos lejos de ser un proceso fortalecido que puede contra todos sus enemigos.
Que estúpido es el que está en contra de este proceso porque cree que lo van a poner a dormir con un pobre en su casa, o cree que le van a quitar a sus hijos, o piensa que no hay libertad de expresión cuando la grita a todo gañote sin ningún tipo de consecuencias y oye los mismos gritos todos los días por los medios de comunicación. Pero también es estúpido, y diría más, irresponsablemente estúpido, el que luego de dar un discurso y pronunciar “Patria, Socialismo o muerte”, se va en su carro lujoso a disfrutar de las prebendas del poder y vivir su particular “American Way of Life”. Como aquellos que luego de ser autoritarios y prepotentes se van de vacaciones a Portugal luego de dejar su institución echa un caos. O aquellos que perdonan a gobernadores acusados de asesinatos porque son del partido, o mandan a callar a otros porque tienen las denuncias de corrupción de algún otro funcionario. O los que viendo las cloacas callan porque sino pierden el puesto. O los que ponen a sus familiares en puestos de poder sin importarles como hacen y deshacen. O ministros que adquieren compromisos económicos personales. Y siempre el dinero como concepto. El dinero como esquema mental. Y aunque a mi me gusta estéticamente los diseños de los billetes y las monedas, siempre recuerdo algo que decía el Che cuando era Presidente del Banco Central de Cuba. Decía que había que hacer el dinero bien feo, para que la gente le agarre arrechera.
Si vivimos un escenario de invasión o ataque, por parte de EEUU, y tomémoslo como un supuesto negado, aunque tanto histórica como conceptualmente, es factible, todos estos personajes que han tenido la oportunidad de ejercer el poder y lo han vendido por su particular “plato de lentejas”, serán los primeros traidores. Porque ya traicionaron. Si no recordemos los días de abril del 2002, como pulularon rápidamente las traiciones.
Porque no es un problema de que se robe más o menos. Es un problema ético. Y sólo aferrándonos a principios éticos es que podemos cristalizar triunfos.
El mundo se nos escapa de las manos. La globalización, el calentamiento de la tierra, los cada vez más ricos, sean gente o países, y los cada vez más pobres, más descamisados, más barrigones de parásitos, sean hombres o países. En esta encrucijada que vivimos se juega no sólo nuestro destino. De fracasar, se afectará Bolivia, Cuba, Ecuador, Nicaragua, el movimiento “otro mundo es posible”, los antiglobalistas, las esperanzas de muchos. Y es urgente. Urgentísimo.
Cuando un soldado norteamericano llora la muerte de un compañero en la invasión de Irak, como la foto que muestro al final, ¿que piensa?, ¿pensará que la vida es inútil? ¿Querrá regresar a su casa, besar a su mujer, jugar con sus hijos, o querrá quedarse para vengar la muerte de su amigo? ¿Qué dicen sus lágrimas? ¿Será un momento de humanidad en la fallida programación de deshumanización que practicaron con él o son víctimas de una perversión mayor? ¿Cuándo vaya a su casa creerá lo que dicen los medios de comunicación sobre la lucha contra el terrorismo o pensará gravemente para toda su vida que este mundo es una mierda? ¿En ese momento triste, qué importancia puede tener el dinero?

En estos tiempos que nos ha tocado, donde una bomba atómica, o una misil perdido de su inteligencia, equipara lo que alguien puede haber aprendido sobre psicoanálisis con lo que una entusiasta aprendiz de actriz de telenovelas sabe de modelaje, es imprescindible que unamos esfuerzos en hacer de nuestra práctica y nuestra reflexión la suma y multiplicación de esfuerzos que conduzcan a la salvación del planeta. Lo contrario es estar muertos en vida. Debemos Honrar la vida, como dice la canción de Eladia Blázquez. Lo contrario es convertirnos en “cadáveres de una vida que nunca fue”, como dice el amigo César Vallejo.
Fotografía: David Leeson


Editorial Agenda 2008


No son tiempos fáciles cuando se trata de construir, de verdad verdad, las esperanzas. Bien podemos traer la frase, tan nombrada en los últimos años, de Gramski:
"La crisis consiste precisamente en que muere lo viejo y no puede nacer lo nuevo; y en ese interregno se producen los fenómenos morbosos más variados.”
Cómo cuesta derrotar lo viejo sobre todo por su capacidad de reproducirse con distintas caras. Cómo cuesta, aunque reconozcamos que es un labor hermosa, construir lo nuevo. Muchas veces nos encontramos con variadas miradas. Amanece y sacamos cuenta de tantas y tantas obras realizadas, que sólo las imaginábamos en futuros lejanos, que nos enchimos de orgullo y satisfacción. Otras, ya en el crepúsculo vemos con rabia como se reproducen los “fenómenos morbosos más variados”.
Las revoluciones se hacen desde lo echado a perder. Si tuviéramos situaciones sociales perfectas no harían falta. No tenemos un ejercito de cinco mil Ché Guevaras. Cargamos nuestros vicios, y en estas encrucijadas, siempre peligrosas, se hace imprescindible el prohibido equivocarse, ya que más que nunca las fuerzas contrarias acechan en la acera del frente.
Crear al Hombre Nuevo implica tener un compromiso con la verdad. Es la primera cuestión ética. No se vale hacerle concesiones a la mentira. Se corrompe el que roba como el que otorga. Se corrompe también el que calla por compromisos políticos. Bien lo decía Fidel Castro en la entrevista con Ramonet, de que la principal condición para que una revolución triunfe es poseer un estricto principio ético de apego a la verdad.
Como país nos hemos engrandecido porque hemos sabido construir la humildad de darle preferencia a los humildes. Qué es sino la lucha contra el analfabetismo o sembrar árboles mientras otros países construyen genocidios. Qué es sino el haber defendido valientemente nuestra soberanía frente al imperio o tener relaciones de solidaridad con los países más pobres. Desde ese optimismo es que sabemos a ciencia cierta del triunfo de la originalidad de la revolución bolivariana, y sabemos que en esta batalla de ideas triunfará el pensamiento crítico, como elemento indispensable de un socialismo robinsoniano.
Desde estos empeños, donde otorgamos poesía como “herramienta cargada de futuro”, y desde donde creemos que “los poderes creadores del pueblo” son el instrumento primordial para la construcción del socialismo del siglo XXI, nos parecemos al cuento africano del colibrí y el incendio:
Sucedió un enorme incendio en el bosque y desde el refugio donde estaban todos los animales sale un colibrí con su pequeño pico cargado de agua para apagar el fuego. De regreso todos los animales se burlaron de él, a lo que les contestó: “yo sólo estoy haciendo lo que considero correcto.”
ilustración: Burgi
¡La poesía
el amor,
el color,
la amistad,
los niños viendo el crepúsculo,
la risa,
la subversión,
los mangos y los tomates,
el placer,
la ternura,
las gotas de lluvia en una tarde
de enamoramiento,
las manos suaves del cariño,
los dibujos de domingo por la mañana,
los panes compartidos,
la sencillez,
el erotismo,
el aire,
la montaña,
la idea cristalina.
¡Contra la oscuridad:
La Revolución!


escrito en 1982

Mariposas

Las mariposas
se alejan de las prisiones
mientras el hombre
se apoya en sus barrotes;
un día
las mariposas
descansarán
en los hombros
de los hombres.

Tristeza

Ilustración: Nicoletta Tomas "Pequeño"

Si supiera el final de esta tristeza: Si supiera que puedo hacerla como tronquitos para un nido en donde resguardara algo de tantos recuerdos.
Si con esta tristeza construyera siquiera un ramo de flores para entregarselos a un amanecer rojo y violeta. O con ella pudiera aullar mágicamente en una noche de luna llena.
Si pudiera no conformarme con mi media rabia, y arrojara la tristeza al basurero por aunque sea un odio total. Si me sirviera para entender y poder saltar a otro escalón, y viera el sentido de aunque sea un sinsentido. Si supiera que es un trampolín para una alegría mayor.
Si esta tristeza fuera solamente tristeza, si la supiera recordar en futuro o soñar en pasado...
Si por lo9 menos me diera de comer para tener fuerzas para luego jugar. Si pudiera convertir esta tristeza aunque sea en un boceto de aro iris... sería feliz...

1987

Ese Hombre


Ese Hombre

está sudando ideas

está sudando luz

En su cuerpo

se ven surcos de historias

de sus manos

brotan cuentos, fábulas

mitos que hablan de origen

Ese hombre cuando come

se transforma en árbol

cuando duerme es un libro

En su rostro

se ven muchos muertos llorando

porque no terminaron de almorzar su vida

En sus ojos

se ve lo que vendrá

que no es otra cosa

que el retorno

al eterno círculo

Ese hombre, cuando muere

renace

Padre Nuestro

Detalle de Mural realizado por Abel García en Socopó, Barinas.

Padre nuestro que estás en los cielos, en los mares, en las mariposas, en los cultivos de zanahorias, en los conejos y en el corazón del hombre; santificado sea tu nombre y el nombre de todos aquellos en que te representas: santificadas las nubes, santificadas las sonrisas de los niños, santificados todos aquellos que tienen sed de justicia. Venga a nosotros tu reino de los Cielos al reino de la Tierra. Que la Tierra sea el Edén que se merece ser si no fuera por el uso y el abuso que hace el Hombre de ella. Venga a nosotros tu legión de árboles, de colibríes, de tigres, de cachicamos , de vicuñas. Venga a nosotros tu legión de amor que nos capacite para encontrarnos y trabajemos como granitos de arena por un mundo mejor, y que cada vez que hagamos el amor sea una explosión de ternura que ponga celosas a todas las estrellas, y cada vez que engendremos un hijo sea una alegría profunda en donde se convoquen todas las fuerzas celestiales. Hagase tu voluntad así en la Tierra como en el Cielo, y en el alma de los niños, y en el alma de nuestros hermanos los bosques, los mares, el aire. Hagase tu voluntad en las casa que tienen balcones adornados con flores. Hágase tu voluntad en las cárceles, en los manicomios, en las calles llenas de soledad de nuestras ciudades. Danos hoy nuestro pan de cada día. Y sobre todo danos la fuerza para trabajar por no seguir teniendo la vergüenza de pertenecer a la especie humana mientras existan niños sin más pan que el que reciben de los basureros ni más cobija que un manto de estrellas y algunos periódicos. Perdónanos nuestras deudas, nuestras omisiones, nuestras envidias. Perdónanos todo lo que le hemos hecho a la nave espacial que escogiste como nuestra morada. Líbranos del mal, de las bombas atómicas, de la comida sintética, de los políticos y sus policía, y no nos dejes caer en la tentación de abandonar la lucha en que el Amor sea nuestra bandera. Así Sea.



Escrito en 1995

Llegue a tu casa...

Ilustración: Izmir Caddesi

Llegué a tu casa, toqué la puerta. Esperé el tiempo prudencial y abriste. Nos vimos, sonreímos, nos dimos el beso de saludo, nos dijimos hola. Me hiciste pasar, me senté sin muchas formalidades. Me preguntaste que cómo estaba y estaba bien, y te lo dije y de verdad fui sincero. Conversamos sin necesidad de llenar silencios, y callamos cuando quisimos. No tuve ninguna presión de estar sentado o en los sillones o en el piso, ni de estar parado, ni de pasear de una pared a otra, ni de ir al balcón a descubrir miradas panorámicas. Y nos sentamos, y nos paramos, y caminamos, y desde el balcón vimos como a lo lejosalgunos niños correteaban, y como un atardecer puede poseer una luz parecida a un nacimineto que puede estar detrás del amanecer.

Compartimos cafés y abrazos. Hablamos de tí y hablamos de mí, pero no se porque nunca llegamos a hablar de nosotros. O no, mentira, si lo hicimos, pero sólo hasta un nosotros, no llegamos al siguiente. Será que llegué y luego sentí que se hizo tarde, sentí que debía irme de tu casa, y te dije chau ya es tarde me voy y nos abrazamos, y nos dijimos que nos queríamos mucho,y nos dimos las gracias por hablado tú de mi, yo de tí, y me llevé mi casa a cuestas a pasarla con mi soledad que quedaba en otra esquina, otra calle, otro barrio.


Llegaste a mi casa. Te asomaste por una ventana. Me llamaste y te ví, y nos vimos, y te aseguro que me contenté mucho. Pasaste y hablamos y me dijiste que te sentías muy mal y hablamos, y hablamos, y lloramos juntos, y nos abrazamos, y nos dijimos que nos queríamos mucho, y llegamos a reirnos, a bailar, y maldecimos y quisimos mucho a la vida. Desde el balcón de mi casa vimos a la gente pasar, y filosofamos sobre la existencia y creímos en la esperanza. Leímos un poema, y sentiste que se te hizo tarde y me dijiste te quiero mucho y eres un gran amigo y gracias por haberme ayudado, me dijiste que lo necesitabas, y que mala suerte que ya es tarde y te quiero mucho, y es bonita tu casa, y te fuiste con tu casaa cuestas, y tampoco se en qué esquina, en qué calle, en qué barrio, vive tu soledad.



Escrito en el año1982

Decreto

Detalle mural Felipe García

Considerando:

1.- Que vivimos en el único planeta del sistema solar que posee una atmósfer que permite la Vida en sus múltiples manifestaciones, colores, aromas, tamaños, etc., y sin embargo, hemos hecho del color gris nuestro casi único alimento.

2.- Que somos la especie animal que ha posibilitado por sí misma la conciencia de su entorno, con unas manos capacitadas para el trabajo y para modificar su medio, con el sistema nervioso más desarrollado siendo los primeros de la lista en aquella que denominamos "inteligencia", con una piel apta para el amor y la ternura, y que, sin embargo, hemos llenado la historia de desaciertos, que de continuar así, nos encontraremos, más temprano que tarde, con nuestra propia destrucción.

3.- Que estamos terminando un siglo, en el que se realizó, gracias la mayor parte de las veces a la bondad, creatividad, paciencia y estudio, la casi totalidad de los inventos que usamos en la vida cotidiana, y sin embargo, la mayor parte de los recursos se destinan directa o indirectamente a la arquitectura de la guerra.

4.- Que después de haber logrado lo que somos, pareciera que el verbo SER es cada vez menos importante frente al verbo TENER, que se ha erigido en el valor de estos tiempos que nos toca vivir.

5.- Que después de acortar las distancias de este planeta Tierra, donde podemos estar en pocas horas en cualquier lugar de él, en donde podemos estar al tanto de lo que sucede en cualquier punto de él en pocos segundos, y sin embargo somos cada vez más ignorantes de lo que sucede en nuestro círculo más inmediato. Nuestros vecinos son desconocidos cuando no rivales. En el siglo de la revolución de las comunicaciones vivimos incomunicados entre nosotros y desconocemos nuestra realidad interior, por no decir que vivimos en la mentira.


Se decreta:


1.- Hacer un llamado a todas las personas soñadoras, a todas las especies animales en extinción, a todas las notas armoniosas que nos da la música, la poesía y la naturaleza, a los árboles milenarios y a las flores que hay en las macetas de los balcones, al mar y alos ríos, a los venados, a unir esfuerzos para defender ésta nuestra casa.

2.- Trabajar, desde los más pequeños detalles hasta las grandes empresas, en el esfuerzo común de sembrar amor, paz y solidaridad.

3.- Recibir el nuevo milenio luchando por ser una familia única, hombres, tierra, pájaros, aire, estrellas, sueños. Destinar los recurso en el vuelo de papagayos y no en aviones de guerra, destinar nuestra voluntad en la construcción de arco iris y no en tanques de guerra, destinar nuestra inteligencia para el estímulo de la convivencia y no en bombas atómicas.

4.- Conquistar nuestra esencia y que nuestra tenencia sea el compartir.

5.- Luchar por la transparencia de la sinceridad. Luchar por hacer de la Tierra el lugar lleno de magia, color y belleza para el cual está destinado. Luchar por el apoyo mutuo entre hombres, árboles, serpientes, delfines, caracoles, manantiales, nubes, montañas. Luchar por que el Hombre sea tierra de esta Tierra, hecho a a imagen y semejanza de su padre-sol y su madre-tierra.

6.- Queda firmado y sellado a finales del segundo milenio, por el viento, para que éste decreto vuele a todos los corazones de las personas de buena voluntad.

La Universidad que sueño


“…Un soñador dichoso de soñar, activo en su sueño,
contiene una verdad del alma, un porvenir del ser humano…”
Gaston Bachelard


Me reconozco como una persona que más que gozar mis pasos académicos, tanto en bachillerato como en la Universidad, los he sufrido. Son pocas las experiencias, afortunadamente muy valiosas, en que puedo recordar de manera positiva cómo contribuyeron en mi formación como profesional.

La norma que observé en la Universidad fue la falta de integración con la realidad, el autoritarismo, muchos estudios superfluos y pocos estudios que tuvieran que ver con la realidad social, política, histórica, ecológica en la que vivía.

Digo esto de entrada por que creo que la mejor forma de ser objetivo es reconociendo su subjetividad. La objetividad del “científico” muy promocionada por la “academia” más que una certeza es una postura, bien atravesada por una subjetividad escondida y que no se quiere reconocer como tal.

¿Cómo se conoce? - El eje epistemológico.

“Hay personas que saben que saben,
hay personas que saben que no saben,
hay personas que no saben que saben
y hay personas que no saben que no saben”
Ronald Laing

En la práctica universitaria se parte de la premisa de que alguien es el que conoce, ya sea el profesor o un libro, y hay un alumno que va a aprender. Entre saberes y presunciones de saberes se va construyendo una subjetividad universitaria que produce muchísimas personas que no saben que no saben. Y el que no sabe que no sabe cree que sabe. Paralelamente fuera del ámbito universitario se va produciendo la vida, con aciertos, intrigas, sabores y sinsabores, amores y desamores, carencias y posibilidades, colores, experiencias y también produce muchísima gente que no sabe que sabe. Frente al ambiente artificial, a la isla de conocimientos universitarios se contrapone la realidad que produce infinidad de conocimientos que desde el sistema se desconoce y las más de las veces se desvaloriza.

“Los sabios ignorarán y los ignorantes sabrán” dice el poeta César Vallejo, Que mejor ejemplo de lo que estoy diciendo que lo acontecido el 11 de Abril del 2002. Académicos, constitucionalistas, expertos en análisis político, no se dieron cuenta que se estaba violando el estado constitucional del país, y sin embargo gente del pueblo con la constitución en la mano no sólo lo señalaron sino que ejercieron su poder real como poder constituyente que son para restablecer los preceptos constitucionales.

Decía un autor que el que se eterniza en la Universidad es porque no ha sabido que hacer en la vida. La universidad tiene una epistemología y la vida tiene una epistemología. ¿Debemos implantar conocimientos en personas que creemos de antemano que no los tienen o debemos ser instrumentos para que se recoja el conocimiento que circula en las arterias de las comunidades, que circula en el pensamiento popular, y sobre todo recoger e insertarse en las esperanzas de un pueblo que ha sido permanentemente desconocido y reprimido y desfigurado por los saberes que producen los intereses económicos imperantes?

La Dimensión Ética

“el que vive éticamente se tiene a sí mismo como tarea”
Soren Kierkegaard

Todo proceso de transformación tiene evidentemente una dimensión ética que lo respalda. La primera transgresión a la ética es creerse completo. “Yo soy el que sabe, tu el que aprende”. Lo que habla Lacan como la postura del analista de “sujeto supuesto saber” que permite el acercamiento del paciente para que le resuelvan sus problemas. Se terminan las sesiones de análisis con la toma de conciencia del paciente de que no existe un “sujeto supuesto saber” sobre sus problemas y lo convierte en “sujeto tacho de la basura”. La toma de conciencia, salud en este caso, es la certeza de que nadie puede saber más del paciente que el paciente mismo. Evidentemente una sesión de análisis se deforma en el momento en que el sujeto “supuesto saber”, es decir el analista, se cree dueño del saber.

Considerarse como una tarea a realizar, como un proceso nunca terminado, como parte de un conjunto y no como una individualidad, es la primera premisa ética. Su violación produce muchísimas posteriores violaciones a la ética. En otras palabras después de creerse el poseedor del saber es fácil meterse a ladrón.

Considerarse como una tarea a realizar implica ser crítico y autocrítico, ser reflexivo, tener como metodología la investigación de la realidad en la realidad, con la realidad y para la realidad. “Somos lo que hacemos, y sobre todo lo que hacemos para cambiar lo que somos”, dice Eduardo Galeano.

Transformar los esquemas universitarios amerita que se redimensione epistemológica, metodológica como éticamente los cimientos universitarios.

Soñando la Universidad desde el sueño de la vida.

“Ser radical es atacar el problema por la raíz. Y la raíz para el hombre es el hombre mismo”
Carlos Marx

“Deberíamos dedicarnos sin pausa, a aprender a desaprender gran parte de lo aprendido y aprender a aprender lo que no se nos ha enseñado”
Ronald Laing

Una carrera de estudios universitarios como la de gestión social y participación comunitaria, ya trae desde antes de nacer varias premisas originales que es bueno puntualizar.

Primero se trata de una carrera que no existe. Sin embargo el promotor cultural en las comunidades, existió, existe y existirá. Seguramente la población estudiantil, y de no ser así podrá promoverse para que así sea, estará conformada por promotores que traen una experiencia acumulada desde sus respectivas comunidades. El aprendizaje consistirá entonces en compartir sus experiencias, en que se apoyen mutuamente, en que aprendan unos de otros de acuerdo a sus intereses y necesidades. Aprender será entonces un acompañar, un facilitar para que el aprendizaje se produzca, y por supuesto se trata de un proceso que ni tiene principio ni tiene fin.

*Una carrera que se inserte en la problemática social que está viviendo el país y en la búsqueda de los cambios de paradigmas que se contraponen a una sociedad neoliberal que abarca todos los rincones de la cotidianeidad.

Tendría como tarea el involucrarse en los grandes proyectos sociales que desde la Revolución Bolivariana se vienen proponiendo. Por ejemplo los promotores culturales se vincularían, como parte de su proceso de aprendizaje, a proyectos como por ejemplo la campaña de alfabetización, el programa Barrio adentro, el aprendizaje y la promoción de los cultivos hidropónicos, la prevención de la salud, etc.

* Esta escuela deberá tener a mano las herramientas metodológicas para que el estudiante si tiene el interés pueda adquirirlas. Por ejemplo talleres de teatro, plástica, herramientas de investigación en las comunidades, expresión literaria, cuentacuentos, etc.

* Esta escuela, más allá de sus obligaciones académicas, podría ser promotora de organizar a los grupos culturales que existen en el país. Es decir que el proceso de aprendizaje podría no sólo abarcar a los estudiantes formalmente inscritos sino al abanico más grande de grupos culturales y comunitarios que están dispersos desde Cunaviche hasta Delta Amacuro y desde la Guajira hasta los barrios de nuestra capital. Los estudiantes podrían pertenecer a este equipo de servicio que promueva el encuentro de los grupos organizados y su articulación para la transformación de la realidad.

* Así mismo, carreras como la de comunicación social si se conciben como la posibilidad de organizar y promover los grupos comunicacionales alternativos o la carrera de gestor ambiental para los grupos ecológicos sería vincular desde sus inicios a la Universidad con la realidad. Atravesar la Universidad de realidad y atravesar la realidad de Universidad.

* Promover muchas pequeñas sedes de cada escuela en las comunidades. Llevar definitivamente la Universidad al pueblo.

Carta a los Reyes Magos

Queridos Reyes Magos: Les escribo desde tierras bolivarianas, donde la esperanza florece como las orquídeas en nuestros llanos y el frailejón en los páramos andinos. Florecen las sonrisas , la buena voluntad y los sueños. A ustedes Reyes Magos, que creen en la magia y que detrás de una estrella guían su rumbo, les pido que se unan a todos aquellos que creen en la utopía y realizan sus actos para acercarse cada día más a ella. Saber de magia es saber de infancia, de amistad, de lucha y perseverancia y de la construcción del optimismo. Les pido moral y mucha luz parafraseando a Bolívar, les pido mucha invención y originalidad en palabras de Simón Rodríguez. Que no permitamos el hambre: el hambre de comida y el hambre de conocimientos, el hambre de cobijo y el hambre de libertad. Les pido que cese el dominio de unos pocos en el planeta en perjuicio de la gran mayoría. La condena a George W. Bush por mentiroso y genocida puede ser un buen principio para empezar a poner en orden armonioso a este planeta cada vez más en peligro. Les pìdo que definitivamente se reconozca la derrota de los EEUU en Irak y retornen los marines a sus tierras. Les pido que las transnacionales dejen en paz a tierras africanas y que los países europeos paguen los daños ocasionados a ese continente por siglos. Señores Reyes Magos, ustedes que son representantes del agradecimiento y de la bienvenida de las buenas nuevas, les pido que el mundo se parezca a una ventana abierta por donde ingrese el arcoiris, que defendamos la diversidad natural tan hermosa creada por millones de siglos, y que en nuestra pequeña historia humana no destruyamos la diversidad cultural. Es tan importante que ustedes den sus bendiciones a pueblos como el Cuzco o Katmandú, que es tan importante Falluhah como Nueva York,, que hay tanta belleza en Socopó como en Arica, y que Oaxaca tiene tanta poesía como La Guajira. Son tan importantes los pueblos del mundo como son poseedores del patrimonio poético que hemos podido construir. Les pido que se unan a todos esos grupos, individualidades, pueblos, que heroicamente trabajan en la construcción de un mundo más hermoso, cultivado de poesía, de valentía, de coraje, de constancia y de buena voluntad. Les pido que los culpables por los desparecidos en Argentina paguen sus culpas, y que la pesadilla de los desaparecidos no reviva jamás. Les pido que el pueblo peruano se niegue y derrote la propuesta de implementar la pena de muerte. Les pido que Guantánamo sea de las guantanameras. Les pido que las fumigaciones en la frontera ecuatoriana colombiana se deje de hacer. Les pido que el gobierno de Lula entregué la Tierra a los Sin Tierra, como se acordó desde su primera campaña. Les pido que la aristocracia boliviana junto con los intereses imperiales sea derrotada y crezca cada día más la primera revolución indígena de nuestra América del Sur. Les pido todas las bendiciones al gobierno de Correa en Ecuador y que no se olvidé jamás que sólo con su pueblo puede acompañarse para que la luz adorne las calles de ese digno pueblo, sería bello homenaje al gran Guayasamín creador de la luz en las miradas de nuestros indios. Les pido que México se sitúe definitivamente más cerca de Dios y se aleje de los EEUU. Les pido que la Nicaragua de Sandino se eleve a la altura de ese inmenso ser, para un pueblo que históricamente se merece lo mejor. Y para mi República Bolivariana de Venezuela, tan querida, les pido flores y aromas, aire puro y grandes samanes, les pido poesía y música en cada uno de sus rincones. Que bendigas las escuelas bolivarianas y las casas de alimentación, que les des un manto de luz a los Consejos Comunales y que a la juventud le brillen los ojos de rebeldía, amor y sueños. También les pido que nos protejas de los incapaces, de los mentirosos, de los arribistas, de los chupamedias, de los corruptos, de los que hacen de la impunidad su modo de vida, de los que excluyen, de los que miran por encima, de los que no oyen, de los que se mueren en vida. Que cada día florezca el poder popular como vía para vencer la pobreza, y por supuesto, que jamás se le ocurran a botas extranjeras pisotear las tierras de Bolívar. Les pido que florezcan las notas de Alirio Diaz, que los pinceles de Reveron y César Rengifo nos guien, y que el caballito que se alimentaba de jardines, creado por Aquiles Nazoa, sea el estandarte de amistad de este maravilloso pueblo.

Mis deseos para el 2007

Que luego de la reafirmación de este hermoso proyecto bolivariano nos encontremos en la difícil labor de decirle pan al pan y vino al vino, sobre todo con aquellos que se disfrazan de rojo para seguir teniendo una práctica del “más de lo mismo”. Que la mirada de los niños sea la eterna bandera de lucha. Que las plazas de los pueblos sean cada día más bonitas como sacadas de cuentos infantiles para el encuentro y el disfrute de nuestra felicidad. Que los cantos colectivos sean anuncios de amaneceres. Que la neblina retorne a los Altos Mirandinos. Que los que asumen posiciones de poder no cambien en sus actitudes personales. Que sepan que la única forma de ser representantes de posiciones de cambio es mantener los valores de la humildad y de la amistad. Que sigan floreciendo los libros y las pelotas de futbol, sobre todo los que se siembran en los barrios. Que se consolide la revolución boliviana y que sigan surgiendo gobiernos progresistas en América Latina. Que se acabe la invasión a Irak y que el genocida Bush sea juzgado y condenado por sus crímenes. Que Alán García sea derrotado en sus intentos de implantar la pena de muerte y que se acabe el “plan patriota” en Colombia. Que las paredes se llenen de murales y que la agresión de las publicidades neoliberales se acabe. Que nuestros alcaldes, gobernadores y funcionarios dejen de promocionar su imagen y sepan que una revolución se hace desde el trabajo colectivo y no reviviendo el culto a la personalidad. Que los consejos comunales junto con todos los sistemas de organización popular tomen realmente el poder. Que la verdadera política comunicacional del gobierno sean los “poderes creadores del pueblo”.Que cada día cada uno de nosotros nos ubiquemos en la acera de las soluciones y no parte del problema. Que cada día sea más importante ser que tener. Que cada día nazcan y renazcan Bolívar y Simón Rodríguez. Amen.

Ser Radical

Ser radical se confunde muchas veces con el ser dogmático, ser intransigente, ser intolerante. Lejos de ser verdad el ser radical implica en primer lugar la lucha contra el pensamiento único que más bien desde la corriente neoliberal se busca siempre infructuosamente imponer. Marx decía que “ser radical es atacar el problema por la raíz, y la raíz para el hombre es el hombre mismo” La revolución bolivariana es y será radical en la medida que responda al Hombre. Chávez en el año 98 decía “nos inquieta la Patria, el Hombre y sus necesidades”Ser radical es en el decir de Neruda “tengo un pacto de amor con la hermosura, tengo un pacto de sangre con mi pueblo”Ser radical es entenderse en la construcción del pensamiento colectivo desde el respeto mutuo. Es construir con las propias manos y junto a las demás manos el futuro que nos merecemos. Es derrumbar las murallas que se interponen a la esperanza. Es edificar la conciencia y la solidez de las ideas. Ser radical es cimentarnos de principios éticos. Y el principal principio ético es sabernos incompletos, es entendernos como una misión a realizar, es mirarnos en los ojos de nuestra gente bella y humilde.Ser radical es cambiar. Porque, así de simple si seguimos haciendo las mismas cosas que veníamos haciendo seguiremos llegando a los mismos lugares a donde llegamos. Por eso Eduardo Galeano dice: “Somos lo que hacemos, pero sobre todo, lo que hacemos para cambiar lo que somos”Ser radical es hacer nuestra la consigna Robinsoniana de o inventamos o erramos. Ser creativos a la hora de programar nuestras acciones y ser honestos en el aprendizaje que implica evaluar los resultados.Dice el poeta Fernando Paz Castillo: “Todo el mundo ama la flor tan hermosa, pero pocos recuerdan cuanto trabaja la raíz profunda por encontrar la vida” Todo revolucionario ha de ser raíz, sin importar que muchos deseen ser flor. Todo revolucionario ha de ser raíz que encuentre la vida. Y la vida no es otra cosa que la Revolución, el sistema que otorgue “la mayor suma de felicidad posible” Y la felicidad es pan, es canción, es casa, es poema, es escuela, es encontrarnos en plazas de nuestros pueblos, es entusiasmo, es sobre todo entusiasmo. Por eso voy a la batalla, con entusiasmo, porque todo se hace por amor. El amor que se pone colectivamente en construir una nueva República, una sociedad de iguales.

Aviso Clasificado

Se solicitan jóvenes de mirada y voluntad limpias, que tengan conocimientos de amaneceres y crepúsculos más que de marcas de zapatos, que sepan de solidaridad e inquietudes más que de modelos de carros y apariencias, para trabajar en una patria que a pesar de ambiciones aún sigue siendo uno de los rincones más hermosos de este planeta Tierra. Interesados favor dirigirse a Venezuela. Se recompensará con el azul del cielo, con los colores del arco iris y con mucho futuro...

Quiéreme...

Quiéreme como quieres
tu vida por condición humana
es un intento infinito
Quiéreme con los dictados de la piel
en los arroyos
fuera de las cuatro paredes de la rutina
Desde el asumirnos incompletos
en la búsqueda por la libertad
Quiéreme en la alegría
de nuestras sonrisas
Quiéreme en las tristezas
de nuestras preguntas inconclusas
Quiéreme cuando quieras
al lado mío ver los horizontes
de esperanza que da el amor

CREDO

Sin creer en Dios todopoderoso, creo en el hombre creador de la tierra y de la imagen de su cielo. Hombre que se emociona frente al resplandor de la luna, que comparte con playas, árboles, animales, su existencia. Que desde la prehistoria hasta hoy, desde niño hasta viejo, pinta el sol, habla de nubes y cree en las flores con toda su alma.A pesar de la existencia de la destrucción de esta casa nuestra, por mano del hombre que se cree tantas veces poderoso y omnipotente, a pesar de la existencia del dinero, mediador de todas las relaciones y prostituidor de lo humano. A pesar de la bomba atómica, siempre dispuesta a acabar con las creencias, los pajaritos, los caballos y los átomos, creo en la infinita magia reproductora de la célula, y en Mario Benedetti, defensor de la alegría hasta de la alegría misma, que con mucha angustia hizo y nunca pudo hacerle un poema a la bomba atómica con su consecuente nada.Sin creer en un sólo Dios, creo en César Vallejo, que nación un día en dios estuvo enfermo y que murió un Viernes Santo en París cuando todos los apaleaban sin que él les hiciera nada teniendo como testigos los huesos humeros, la soledad, los caminos.A pesar de esta época, nacida de inumerables tiempos de historia, época de comprar, de vender, y de hombres que son el único animal que teniendo hambre deja de comer teniendo comida a la vista. Época de opresión, que estructura la miseria, que planifica la represión, que inventa y reinventa la mentira. A pesar de esta época, creo en el espíritu del Che. Creo en Javier Heraud, poeta que un día escribió “y no es que me ría de la muerte, sino simplemente que no tengo miedo de morir entre pájaros y árboles”, y otro día, lavando trastes y platos en un río de la amazonía peruana murió acribillado entre pájaros y árboles. Creo en Roque Dalton, que se burló tanto de la muerte, que dijo que el comunismo sería una aspirina del tamaño del sol en su poema sobre dolores de cabeza, y otra vez dijo, que todo patriota debía odiar a su país de una manera creativa.Creo en el futuro, y en la lucha del futuro nuestro. Creo como dice Alí, que la pelea es desigual, pero hay que hacer la pelea. Creo en Andrés Eloy Blanco, y que los angelitos negros un día tomarán el poder en la tiranía delcielo. Creo en Aquiles Nazoa, en su credo, en su ratoncita presumida, en su perro callejero, y creo que en vez de vender los cuadros de Armando Reverón en millones deberíamos darselos de comer al caballo que se alimentaba de jardines.Creo en la vida cotidiana, y en como dice Eduardo Galeano, que la duda es un vientre ancho y fecundo. Creo en Juan Gelman y en su coraje de sacar su amor con estropeaduras y todo. Creo que no hacemos nada con mistificar el amor, y que es revolucionario tomar como armas la sinceridad, la honestidad, y el vernos con nuestras mentiras, y no a partir de un nosotros ideal.Creo en Carlos Augusto León, y en que el día en que todos abramos los ojos será el alba del hombre. Creo en como dice Fernando Paz Castillo que todo el mundo ama la flor, pero pocos recuerdan cuando trabaja la raíz profunda por encontrar la vida.Creo que mi mayor satisfacción ha sido la presencia de mis amigos, las lágrimas, las risas, los abrazos, el abrirnos nuestras historias para poder reinventar el mundo.Creo en la juventud y no en las edades. Creo que Luis Luksic es un niño, así como Chaplin y Neill. Creo que existe el miedo, y como canta Raimon “a veces la paz es sólo miedo”Creo en mí mismo, y creo como dice Jorge Herrera: “Caminante, los gorriones que abandonan sus prisiones, para recobrar su vuelo, necesitan la fuerza de otros gorriones”Creo que en estos tiempos Venezuela es el Cuzco del mundo, y apuesto a la construcción de la esperanza que estamos hombro con hombro haciendo.

1985

SIN TÍTULO

Yo que he visto cómo se construyen las injusticias, y he visto partir a gente amiga, generosa y combatiente, por ser culpables de luchar por un mundo más hermoso, quisiera no llenar de odio mi corazón y conservar la frescura hasta el fin de mis días. Yo que he testimoniado cómo muchos de aquellos que se hacen llamar políticos se dedicaron a robar y a matar sin que respondieran al llamado de sus responsabilidades, quisiera cultivar en mí mismo la pasión y el oficio del servicio. He visto cómo crece esta ciudad, llenando de barrotes las casas y las mentes, multiplicando la soledad, sustituyendo los colores caribeños por franelas negras de moda y edificios negros también de moda. La ciudad se llenó de pobreza y miseria y de sus inevitables consecuencias: niños abandonados, alcohólicos en la calle y en los grandes salones, delincuencia desatada y los sempiternos ladrones de cuello blanco que mastican y escupen decencia mientras se les pudre el alma. Yo sólo pido no desfallecer en los sueños y tratar mientras tanto a aprender a respirar, a comer, y a caminar. Alguna vez me han traicionado, he conocido fidelidades e infidelidades, he creído en uno que otro amigo que después me pagó con envidias y buscó serrucharme el piso. He presenciado cómo algunos se aferran a conseguir o mantener un pedazo de poder y cómo ejercen su “pequeña dictadura” sin ubicarla como lo que realmente es el poder, una simple ilusión. He discutido mucho creyendo y tratando de tener la razón, quedándome más que razón, sólo vacíos y sinsentidos. Hoy, quiero aprender el difícil arte de oír. Arte que nunca me enseñaron ni en la Escuela, ni en la Universidad, ni en la familia, ni en la sociedad. He visto cómo durante siglos el ser humano me ha dejado un legado histórico, humano e inhumano. Soy heredero de grandes hazañas y de crueles guerras. Soy heredero de siglos de trabajo para llegar a la construcción de la última y más sofisticada arma de guerra y de siglos de paz donde existió mucho amor y también mucho miedo. Quiero no irme de este mundo sin cancelar algunas deudas sin que para nada medie los sentimientos de culpa. Quiero sumarme a la legión de soñadores que creen que es posible contribuir a que el mundo sea más hermoso y más justo. Quiero hacer las cosas bien, quiero encontrarme a mí mismo pero no en la contemplación banal de mí mismo sino en la mirada y la lucha de los otros.. Quiero escribir y dibujar y abrazar a mis hijos y contemplar la naturaleza y ser parte de ella. Son tiempos de esperanza y lucha por los cuales no pasaré indiferente Conozco el amor, y sé que la dificultad más grande para amar es la incapacidad para amarse a sí mismo. Soy un ser privilegiado y le agradezco al destino porque conozco el amor. Por el amor vivo, y al amor le dedico mi vida.

1994

HOLA

Un día de estos elaboraré un gran arma con la que me defenderé de gusanos y cocodrilos. Esta arma tendrá la forma de un cometa volando en un cielo muy azul y será la suma de una porción de mar más el mirar de un niño que es lo mismo decir de la esperanza. Necesito de esta arma, que no escatime ni en violencia ni en amistad, que es lo mismo decir de flores. Necesito de esta arma que tenga como gatillo un poema de amor y como cañón una canción de guerra. Necesito de esta arma que mate profundamente mi sordera, que es lo mismo decir que me vuelva loco. Necesito de esta arma que mate mi miedo, porque será la cascada donde me bañaré y renovaré mis fantasías, que es lo mismo decir que no necesitaré de jabón, sino mariposas de muchísimos colores. Necesito de esta arma que mate la mentira cotidiana que es la forma más sutil del suicidio, y será así porque estará encabezada con la sencillez de unos rostros que son muchas veces los representantes más fieles de la honestidad. Esta arma será una palabra aún no dicha, y que no será escrita y si dibujada pareciéndose a una canción, que es lo mismo decir que será la señorita hormiga haciéndole caricias al señor león. Esta arma será un hueco que será montaña, y tendrá balas que serán lágrimas, sonrisas, dudas, preguntas, respuestas, y etcéteras de color amarillo transparente, que es lo mismo decir que recobraré la alegría de un caminar. Esta arma será un juguete que me defenderá de mis enemigos. Tanto de los exteriores, que me ven como un peligro, y se contentarían viéndome aplastado. Tanto de los interiores que me carcomen la tapa del cerebro y mis rodillas. Tanto de los enemigos reales y los inventados, y de los reales-inventados y de los inventados-reales. Y podré vencer a mis enemigos porque será un arma construida a base de los abrazos de todos mis amigos, que es lo mismo decir de un puño formado por miles de abejitas. Necesito de esta arma para tomar en cuenta milímetro a milímetro la injusticia de esta casa mía que es el mundo, que es lo mismo decir que me convertirá en paloma dispuesta a volar hacia la libertad de lo alto, y unirme a las miles, millones de palomas que conforman la fiereza del tigre. Un día de estos elaboraré un gran arma que será pequeñísima: La llamaré HOLA.

1982

Escritos en Página Todosadentro Octubre 2006

O inventamos o erramos...
Simón Rodríguez

O nos sumamos a conseguir 10 millones de corazones
o nos conformamos con la comodidad del triunfalismo
O ponemos alma corazón y vida en los consejos comunales
o dejamos que no se consolide la democracia participativa y protagónica
O hacemos una campaña electoral creativa, consciente y educativa
o nos parecemos a la falta de credibilidad de los partidos políticos tradicionales
O rescatamos la inventiva
o dejamos que la utopía se nos escape de nuestro horizonte
O vivimos con cabeza propia
o nos hacemos cómplices de la práctica y pensamiento del imperio
O hacemos un compromiso con la belleza, la consciencia y la paz
o permitimos que los dueños del mundo destruyan el planeta



Una humilde opinión: Pienso que la Misión Árbol debe tener la misma importancia que ha tenido la Misión Robinson. Darle todos los recursos posibles. Hacer una demostración de que mientras EEUU gasta 500 mil millones de dólares anuales en presupuesto militar, que mientras se llena de sangre y dolor a los pueblos pobres del mundo, aquí con la Revolución Bolivariana se plantan millones de árboles para dar frescura y oxígeno a este maltratado mundo.


En 1983, antes del Viernes Negro, antes del Caracazo, antes de que Chávez sea notorio en la Historia Venezolana, el antropólogo brasilero Darcy Ribeiro escribe el libro “Las Américas y la civilización. En él hace un análisis histórico de las sociedades americanas. Sobre nuestro país opina que “... En ninguna otra nación latinoamericana es tan ostensible y profunda la dominación yanqui como en Venezuela” Y concluye: “...los sectores más lúcidos y sensibles a su identificación nacional se van compenetrando de que la preservación de Venezuela para sí misma y la realización de las potencialidades de su pueblo, al no poder efectivarse dentro del sistema vigente y bajo las constricciones de la dependencia, sólo se concretará a través de una ruptura de carácter revolucionario y socialista.” Hoy estamos, como diría Alí, empujando el sol para encontrar la madrugada. Hoy, el pueblo venezolano es protagonista y dueño de su dignidad.

Otro mundo es posible

Los sin tierra, los forajidos, los piqueteros, los ecologistas, los antiglobalizadores, los hippies, los afrodescendientes, los bolivarianos, los marxistasleninistas, las feministas, los sueños de esperanza de cada uno de los niños que tienen como techo el cielo estrellado y como cama unos cuantos periódicos, los promotores comunitarios, los titiriteros, los zanqueros y malabaristas, los que enamoran a sus novias con un poema de Jairo Aníbal Niño o con otro de Aquiles Nazoa, los que bailan con los ritmos populares de sus olvidados pueblos, los que se saben poseedores de un gran capital: el capital humano, las abuelas que cuentan regalos de ternura para el futuro, los samanes que todavía quedan en los llanos venezolanos, los que se indignan contra la injusticia como diría el che, todos ellos y un largo etcétera hecho de caramelo, alzarán su voz en la tierra de Bolívar para decir: Otro Mundo es posible!!!!!


(escrito a propósito del Foro Social Mundialrealizado en Venezuela en 2006)

Bienvenido Tercer Milenio

En los inicios del milenio se inventa la ballesta. En el año 1180, la brújula, aunque todavía no sabemos muy bien hacia adonde vamos. En 1249 se inventan los anteojos, que aunque sirven para mirar mejor, también se usan para ocultar miradas. Detrás de los famosos anteojos oscuros de Pinochet hay decenas de miles de desaparecidos. Detrás de los anteojos de John Lennon, hay un arco iris que sueña con un mundo que viva en paz.
Así mismo, en 1249 se inicia la utilización de la pólvora en Europa. En 1335 se inventa el reloj mecánico. En 1346, el cañón. En 1454 se imprime la primera Biblia en el taller de Gutemberg. De allí para acá mucha letra ha corrido por debajo de los puentes. En 1492 se encuentra el mundo hispánico con América, iniciándose la gran barbarie del milenio. Ninguna conquista de la historia derramó tanta sangre. Hoy, nos guste o no somos los hijos de ese proceso. En 1590 se inventa el microscopio y en 1608 el telescopio, siempre para ver mejor y más lejos, aunque la distancia a nuestro entendimiento y conciencia se agrande. En 1633 Galileo renuncia a su teoría heliocéntrica forzado por la inquisición. En 1655 se descubren las células, el maravilloso mundo de las células, aunque poco después en 1710 se diseña el fusil. En 1751 respondiendo a lo amplio del conocimiento humano se comienza a elaborar la primera enciclopedia moderna, aunque pareciera que mientras más conocemos más nos alejamos de nosotros mismos. En 1783 se da el primer vuelo en un globo de aire caliente. Los sueños de volar no detendrán, aunque aún añoremos las alfombras mágicas llenas de poesía, y nuestra cualidad aérea de soñar cada día se nos trunque a golpes.
En 1816 se inventa el estetoscopio, pero todavía no se inventa el aparato que mida la sinceridad de nuestros sentimientos. En 1825 la locomotora resulta un éxito comercial. Se acortan las distancias para comprar y vender y se alejan las distancias de los corazones. En 1831 se inventa el motor eléctrico, que dándole fuerzas al hombre se la termina por quitar. En 1835 se patenta el revólver. En 1839 se inventa la fotografía y se anuncia la muerte de la pintura. No es la primera vez que un invento anuncia la muerte de un arte. La pintura seguirá vigente por los siglos de los siglos. En 1859 se perfora el primer pozo de petróleo. En 1862 se inventa la ametralladora y en 1866 la dinamita. En 1876 se patenta el teléfono, se acortan las comunicaciones se sigue alejando el hombre. En 1877 se inventa el fonógrafo, de allí para acá, mucha música ha sonado sin la presencia de los músicos. En 1879 se inventa la luz eléctrica y en 1899 el cinematógrafo. En 1855 se construye el automóvil alimentado por gasolina y en 1903 se da el primer vuelo en avión. No gratuitamente lo que viene después son guerras mundiales. Todo se hace más veloz, sin embargo no sabemos para que tenemos que ir más rápido. En 1928 se descubre la penicilina, y aunque la medicina hace prácticamente milagros, ella está solo reservada para minorías en el planeta, porque la mayor parte de la población muere de enfermedades cuya curación fue descubierta hace mucho. En 1938 se inventa la primera cámara de televisión y con ella se alejó la comunicación entre los miembros de la familia. En 1945 se lanza la primera bomba atómica, globalizando (palabra hoy muy de moda) el terror. En 1946 se inventa el primer ordenador electrónico digital de uso práctico. En 1960 se lanza el primer satélite metereológico. En 1961 es el envío del primer ser humano al espacio y en 1969 se desembarca en la luna y se demoró 12 segundos en transmitirse a todos los televisores del mundo. También en 1969 se implanta el primer corazón artificial.
En 1977 se registra el último caso de viruela y se descubre el primero de SIDA. En la década de los noventa se masifica Internet, se clonan ovejas y se realizan guerras en que ya no hay combates cuerpo a cuerpo.
Se fue un milenio y viene otro. ¿Inventaremos la paz? ¿Inventaremos el tratar a nuestra casa la Tierra con respeto?
Ningún progreso vale la pena si no desechamos al hambre y a la guerra de nuestro futuro. Con el ánimo de unir corazones y manos démosle la bienvenida al tercer milenio.

2000

SOMOS HIJOS DEL TIEMPO

“Somos hijos del tiempo y el tiempo es esperanza”, dice Octavio Paz. En medio de la tragedia, la esperanza siempre busca su espacio, su expresión.
El agua y la tierra, que son origen de vida, hoy se juntaron para llenar los espacios de muerte y dolor, pero el tiempo es esperanza y volverán los tiempos en que las playas de La Guaira serán el escenario de besos de amor, de niños construyendo castillos de arena, de gente construyendo con sus manos objetos hermosos, trabajos infinitos, futuros, sobre todo futuros.
Aunque no esté de moda conocer de nombres de árboles, ni de pájaros, cuando si los nombres de los últimos conjuntos musicales o marcas de vestidos de casas europeas, pude constatar, como ahora, en Diciembre, unos Apamates en la carretera Panamericana que empezaban a florear. Ellos no acostumbrados a que lloviera tanto en Diciembre, pensarían que es Mayo. Y se me ocurre pensar que esta “equivocación” del pensamiento de los Apamates es sencillamente Esperanza.
A mi casa llegó un niño, familiar de mis vecinos, que padeció durante tres días la tragedia del pueblo guaireño. Y vi como contaba todo lo que le pasó, y vi a mis hijos preguntarle, y vi como se pusieron a jugar, y en esas sonrisas, y en ese estilo fresco, bonito, se me ocurre que está la esperanza.
Nos acostumbramos como pueblo, de que no servimos, de que no valemos. La juventud que tanto se le ha tildado de boba, salió a la calle con sus manos, con su corazón, con sus sonrisas y sus lágrimas, y se me ocurre pensar que esa es la Esperanza.
Nuestro futuro debe ser el de un país más humilde. Ni somos un país rico, ni somos un país que no sirve para nada. Nuestro futuro debe ser el de un país en que se premie el trabajo, la creatividad, la honestidad, y no la viveza criolla, no la mediocridad.
Hoy están floreando los Apamates, aunque sea Diciembre, aunque se está terminando un siglo en que se inventaron todas las armas de guerra capaces de destruir el planeta.
Hoy están floreando los Apamates, y aunque la tristeza se nos haya convertido en piel, en sangre, en rabia, levantémonos y hagamos de la Alegría nuestra bandera y nuestra razón de ser.
Cada uno de los niños sobrevivientes de esta tragedia decembrina, en este pequeño y hermoso país llamado Venezuela, se lo merecen.

(Escrito en Diciembre de 1999, a propósito de la tragedia en el Estado Vargas donde murieron decenas de miles de personas)

Bienaventuranza

Bienaventurados las ventanas abiertas a la amistad porque ellas serán las fábricas de nubes y arco iris.
Bienaventuradas las carreteras que unen a los pueblos porque ellas serán los juguetes de todos los niños humildes en un mundo más bonito.
Bienaventuradas las casa de cultura que reciben con fraternidad porque ellas serán dibujadas en los cielos por los angelitos negros de Andrés Eloy Blanco.
Bienaventurado el Sol de El Vigía, que es amigo como sus maravillosos habitantes, porque él será pintado como comiquita en el corazón de sus visitantes.
Bienaventurados los autobuses que llevan sueños, canciones y poesías, porque ellos serán bendecidos por todos los dioses.
Bienaventuradas las risas y las sonrisas, los apretones de manos, los besos y los abrazos, porque ellas serán las semillas de frondosos árboles que darán frutos jugosos y dulces.
Bienaventurados los que reconocen su falta de claridad individual y creen en la construcción de la luz colectiva porque ellos serán los albañiles de aquello que decía León Felipe: “Un día, cuando el hombre sea libre, la política será una canción”
Bienaventurado el 13 de Abril porque gracias a ese día nos ahorramos muertos y presos.
Bienaventurados los “poderes creadores del Pueblo”
Bienaventurados los hacedores culturales porque ellos serán los arquitectos del edén en las comunidades hermosas de esta hermosa Venezuela.




Encuentro Nacional de Promotores Socioculturales
El Vigía – Edo. Mérida – Junio 2003

Aproximación epistemológica

Aproximación epistemológica a la perdida de credibilidad de los medios de comunicación masivos en Venezuela o porque los medios de comunicación privados y la oposición creen que somos gafos.


Discúlpenme que me salió algo largo el título de este artículo que espero cubrir la falta tratando de demostrar lo que puede ser una hipótesis de trabajo para investigaciones, por supuesto más científicas y más serias que lo que pretendo en estas líneas.

En su libro “El pecado original” Anthony Quinn relata lo que fue su primer trabajo cinematográfico como extra. Él estaba recién llegado a Estados Unidos, y gracias a la mezcla de raza de irlandés con mexicana fue contratado para trabajar de indio en una película dirigida por el famoso director Cecil B. de Mille. La escena en cuestión consistía en acercarse a una fogata que todavía humeando había sido utilizada por algunos blancos. Anthony Quinn se acerca sigiloso y después de dar varias vueltas y mirar por todos lados se sienta tranquilo al pie de la fogata con la seguridad de que no hay blancos cerca. Cecil B de Mille manda a cortar la escena y le dice al traductor que le explique a Anthony Quinn (en ese tiempo no sabía hablar inglés) de que la escena consiste en acercarse a la fogata y sencillamente sentarse al pie de ella. Vuelven a hacer la escena y Anthony Quinn la repite exactamente como la hizo la primera vez. Algo molesto Cecil B. de Mille vuelve a mandar a cortarla, y le pide al traductor que le vuelva a explicar cómo debe hacerla. Se repite por tercera vez y por tercera vez el actor la hace de la misma manera. Ya Cecil B. de Mille enfurecido le manda a preguntar con el traductor a Quinn si es que es gafo y no entiende las instrucciones, a lo que éste le responde que más gafo será él que cree que los indios son tan gafos como para acercarse a una fogata en la que hasta hace poco estuvieron los que pueden matarlo, sin tomar ninguna precaución de constatar de que están lejos. Cecil B. de Mille se dió cuenta de su error y se hizo la escena tal cual Anthony Quinn la concibió. De allí en adelante la carrera artística de este maravilloso actor no dejó de estar en ascenso merecido.
Sin pretender comparar a muchos actores de telenovelas venezolanas con la maestría y el coraje de Anthony Quinn, lo cierto es que pasan tantas gafedades en las telenovelas que uno no sabe si es que son gafos o realmente en el fondo más íntimo de su ser creen que los demás son gafos. Bueno, una forma de ser gafo es creer que los demás son los gafos.
Ejemplos sobran, pero tomemos algunos muy representativos de la telenovela que en la actualidad pasan por RCTV: “Mi gorda bella”.
El personaje principal, la gorda, se va para España y regresa después de un tiempo convertida en flaca y monumental belleza. Pero lo más impresionante es que regresa con otro nombre y por supuesto nadie la reconoce y pasan y pasan los capítulos y nadie la reconoce. Pero esta falta de reconocimiento parece que se vuelve contagioso y vuelven a hacer cosas parecidas con otros personajes. Por ejemplo hay una escena en que empieza uno de los personajes a bailar desnuda sólo con una pequeña mascara que de broma le tapa los ojos, y su mamá que está a escasos metros de ella, no la reconoce. Definitivamente es un monumento a la gafedad, y por supuesto no hay actor que como Anthony Quinn se niegue a hacer tales escenas. Estas faltas de reconocimiento alcanzan su climax en la relación La gorda/ahora también flaca con su antiguo novio que también es un justiciero enmascarado. Orestes, que es el nombre del personaje está enamorado de la gorda y también de la flaca, pero nunca se da cuenta de que es la misma persona, y la gorda (ahora disfrazada de gorda) y la flaca están enamoradas de Orestes y del “Lirio de plata” que es el nombre del enmascarado, pero ella tampoco se da cuenta, a pesar de largos y tediosos capítulos, de que es la misma persona. Pero el gran monumento a la gafedad es cuando el “lirio de plata” hace el amor con la flaca, para lo cual por supuesto se quita el pasamontañas, y para no ser reconocido le coloca, óiganlo bien, una tela transparente, de color blanco y bien delgadita alrededor de los ojos. Hay que ser bien gafo para creer que después de tantos movimientos voluptuosos marcados por la pasión esa telita tan delgadita no se movió ni un poquito, o que no vio nada por la transparencia, para poder reconocer a su antiguo amado. Bueno, más gafo es el creer que alguien puede ser capaz de creer tamaña situación. Definitivamente, guionistas, actores, productores y por supuesto dueños de medios, creen que somos gafos.
Pero dejemos a un lado las telenovelas porque corro el riesgo de que me acusen de que no hago otra cosa a las nueve de la noche que ver televisión. Una gafedad, digna de ripley, es por ejemplo decir que la última marcha de la oposición fue 11 veces más grande que la última del chavismo, como lo reseñó el diario “El Universal”. Lograría entender que por una falta de objetividad comprensible, alguien de la oposición diga que su marcha fue más numerosa, cuestión que evidentemente no creo, pero llegar a decir que fue 11 veces más grande es pensar que todos los que estábamos allí somos además de gafos, ciegos, sordos y mudos.
La cantidad de trampas y mentiras, que la conjunción de la oposición con los medios privados de comunicación han pretendido hacernos creer es innumerable por no decir casi infinita. Ellos de verdad creen aquello de que la mentira contada cien veces se convierte en verdad. Yo más bien creo en lo que dicta la sabiduría popular de que “la mentira tiene las patas cortas” De allí la falta de credibilidad cada vez más creciente en lo que dicen y hacen. Claro, después de tamañas mentiras, creyendo que somos gafos, lo que queda es por supuesto no creerles más.
Es difícil poder hablar de los medios de comunicación privados sin hablar de la oposición, al igual que es imposible hablar de la oposición sin hablar de los medios. Son absolutamente lo mismo, son sinónimos y serían un gran poder si no fuera por las constantes y poco inteligentes mentiras y trampas que desde los inicios de este binomio no cesan de cometer. La explicación que me doy es la alianza que tienen con los grupos anticastristas. Como van a pedir ayuda de los que tienen 45 años tramando, mintiendo, atentando, etc, etc, y la Revolución Cubana cada día más consolidada. Han debido buscarse de asesores gente que en la práctica pudiera demostrar hechos concretos de victorias y no un largo currículum de fracasos.
Empezaron en los tiempos de campaña sacando una propaganda con la supuesta voz de Chavez prometiendo freír a los adecos en pailas de aceite. Pero como las mentiras tienen las patas cortas salió un humorista que lo utilizaron para imitar la voz de Chavez, y colocaron, lo que en principio era broma sin mayores consecuencias como si fuera la voz original.
Han inventado todas las mentiras posibles sobre la guerrilla colombiana. Se acuerdan del guerrillero que supuestamente era guardaespaldas de Chávez. Se acuerdan todo lo que se habló del caso Montesinos, y que quedó de todo aquello. Los medios de comunicación, en particular un periodista de Venevisión y otro de Globovisión contratan a un supuesto chofer del diputado Barreto para que hable pestes de él y de todas las marramucias, y son tan brutos, y me perdonan la palabra que después de que lo utilizan, son incapaces de pagarle, a lo cual este supuesto chofer se molesta y va a la Asamblea, busca al diputado Tascón y le echa el cuento completo de toda la mentira.
Viene el golpe de Abril. Llevan una marcha “pacífica” a Miraflores que sólo ellos sabían que iba para allá. A esta marcha la esperan francotiradores y de inmediato los culpables son los del gobierno que son unos “asesinos”. Pero si el gobierno no sabía que la marcha iba para allá, cómo pudo poner los francotiradores. Y lo que es más: Son apresados casi una decena de francotiradores, y sorpresivamente son puestos en libertad por el brevísimo gobierno de Carmona. Ellos todavía siguen diciendo el gobierno es el culpable. Se ganan un premio, el más importante de España, y el que gana el premio ni filmó, ni puso la voz, porque el video fue editado en la planta del canal sin la presencia del periodista. No se como pudo aguantar la vergüenza de este periodista de aceptar este premio y estar más de un año sintiendo orgulloso de aquello. La razón muy simple, quisieron hacerle ver al mundo que los chavistas “asesinos y desalmados” estaban disparándole a los “pacíficos” marchistas de la oposición, cuando la verdad era que se estaban defendiendo de la policía metropolitana que armada hasta los dientes disparaba contra la manifestación de los chavistas.
Y las trampas y mentiras para demostrar que estamos frente al “asesino y dictador” Chávez se han ido repitiendo una y otra vez sin la más mínima demostración de inteligencia, siempre repitiendo el mismo guión, mal hecho como si fuera la telenovela “Mi gorda bella”, sin importarles que puede existir la posibilidad de que no les creamos, porque vuelvo y repito, ellos creen que somos gafos,
Pasó lo del portugués que disparó a mansalva en la Plaza Altamira. A la media hora ya tenían un video en que estaba este señor al lado del alcalde Freddy Bernal. La pata corta se la encuentra a los días cuando se demuestra que para ese momento ese señor no estaba en el país ni tenía el pelo pintado de amarillo. Siguieron con el asesinato de uno de la coordinadora. Inmediatamente salieron los discursos de que no se iban a dejar amedrentar, etc. etc., y dejaron la cosa en el olvido cuando las investigaciones empezaron a demostrar que se trataba de un asesinato por problemas de deudas contraídas. Los muertos de la plaza Altamira, que después resulta que fueron ellos mismos los que los mataron, el secuestro del cura Calderón, que después resulta en boca del mismo Calderón de que no se trató de un secuestro político, el “aviador”de José Vicente Rangel que transportaba nada menos que guerrilleros colombianos y que luego no sabía ni siquiera reconocer las partes de un avión, las firmas del referéndum consultivo, en donde aparecen hasta diputados chavistas firmando y donde al parecer se robaron la base de datos de compañías y bancos, las firmas del “Firmazo” que hasta un neófito en matemáticas sabe que no pudieron recoger la cantidad que ellos pregonan que recogieron, son sólo pocos ejemplos de las múltiples, seguidas y escasas de materia gris, mentiras y trampas que la oposición/medios han hecho en este proceso que los ha llevado a perder hasta la vergüenza.
Sinceramente, creo y respeto, a aquellos que puedan estar en contra del Gobierno liderado por Chávez. Lo que no entiendo es cómo se puede estar del lado de la coordinadora democrática y de los medios de comunicación a riesgo de que ellos mismos le falten el respeto a su propia inteligencia. Es como creer que lo que sucede en “mi gorda bella” es comparable con Shakespeare o creer como diría Anthony Quinn : lo que pasa es que tu crees que los indios son gafos”
2003

ideas sueltas

Estos tiempos me recuerdan los versos del poeta César Vallejo:

“Sabrán los ignorantes,
ignorarán los sabios”

Uno ve como constitucionalistas con amplios currícula no se dieron cuenta que el 11 de Abril se violó la constitución y vimos muchísima gente humilde con la Constitución en la mano ubicando claramente cada una de las violaciones.
Nos hemos convertido, gracias a este proceso en ávidos conocedores de temas petroleros, en expertos conocedores de las leyes y nuestros derechos, etc. Son tiempos en que se ha democratizado el conocimiento y en que muchos enceguecidos por el antichavismo han guardado su prestigio y su inteligencia en la gaveta.


En “La Historia Interminable” de Michael Ende hay un pasaje en que cada vez que el personaje conquistaba una fantasía de poder, perdía un recuerdo. El personaje en la necesidad de regresar del mundo de “Fantasia” a la realidad, estaba a punto de no poder lograrlo porque ya casi no poseía recuerdos. Tuvo que ir a una mina donde se guardaban los sueños y recuerdos perdidos, que eran cuidadosamente guardados por un minero, ya que allí se convertían en unas telas muy frágiles que con cualquier vientecillo se deshacían.
Recordaba esto porque tengo un amigo en la “Coordinadora Democrática”. Siempre lo vi con mucha admiración, por su inteligencia y sus convicciones políticas que estuvieron acompañadas de frescura y buena voluntad.
Hoy no entiendo que hace allí. Creo que estará satisfecho por las posiciones logradas, pero cuantos recuerdos y sueños habrán dejado en el camino. No fueron pocas las veces en que hablamos de Benedetti, de Galeano, de Aquiles Nazca. No fueron pocas las actividades en que participamos juntos creyendo en un mundo mejor. Recuerdo en particular, cuando el bombardeo al Líbano, cómo tomamos la embajada de Israel en protesta.
Puedo entender que se esté en desacuerdo con este proceso. Lo que no puedo entender es cómo se puede codearse con adecos, copeyanos, con los bandidos que siempre lo han sido de la CTV, o con empresarios que se acostumbraron toda la vida a comer de la teta del Estado y a comprar políticos a diestra y siniestra. No se puede estar en esa posición sin haber abandonado los recuerdos y los sueños.
Como diría nuestra amiga común Fabiola:
“Hay que pelear por los sueños, porque sueño que se abandona se muere. Y de qué le sirve a un hombre vivo la desgastada caparazón de un sueño muerto.”


En “La Historia de Garabombo el Invisible” del escritor Manuel Scorza, hay un capítulo que puede ser muy didáctico en la Venezuela actual.
Hay un personaje que se llama Remigio “el jorobado”. Este personaje era el borrachito del pueblo, que en su demencia era el único habitante que se atrevía a decir las verdades. “Que el prefecto es un ladrón”, “que los policías son unos desgraciados y unos jalabolas de los ricos”, et., etc. Era cotidiano que terminara pasando la noche en el calabozo del pueblo después de recibir algunos golpes.
Sin embargo era muy querido y aceptado por los pobladores, quien sabe porque expresaba lo que los demás no se atrevían.
Un día al prefecto, frente a la plaza, se le cayó una moneda. Se presentó una situación difícil. Él, como prefecto, no podía rebajarse a recoger la moneda, y nadie del pueblo podía tener la osadía de tomar una moneda que le pertenecía al prefecto.
Allí quedó la moneda varios días hasta que llegó Remigio diciendo algo así como “me cago en el prefecto” y tomó la moneda.
Al enterarse el prefecto de lo sucedido fue hasta donde Remigio y le dio una cachetada. Eso significó que ya nadie del pueblo podía acercársele ni brindarle su solidaridad.
Iba pasando el tiempo y Remigio ya casi se moría de hambre. En una fiesta de la alta sociedad uno de sus miembros entre wiskies logró convencer al prefecto de que perdonara a Remigio, que después de todo “era sólo un loco”.
Al día siguiente el prefecto se le acercó a Remigio y lo perdonó.
Empezaron a suceder cosas extraordinarias.
A Remigio se le empezó a quitar la joroba. Empezó a hablar sin groserías. Fue contratado por la compañía la cual pertenecía al Prefecto. Empezó a vestirse bien, ascendió rápidamente por su “inteligencia y capacidad” hasta llegar a ser el presidente de la misma. Se codeó con la alta sociedad y fue invitado especial a muchas de sus fiestas. Hasta llegó a ser el pretendiente de la hija del prefecto. Dejó de ser Remigio “el jorobado” y se convirtió en Hermigio “el hermoso”.
Pero en poco tiempo el ahora Hermigio también perdió la simpatía que le deparaba el pueblo que añoraba las impertinencias y verdades del olvidado Remigio.
Un día, quien sabe por los efectos de uno que otro licor fino, se acordó de su vivir pasado y le recriminó al Prefecto algunas injusticias que sucedían en su empresa. Lo volvieron a execrar y volvió a ser Remigio. Le creció la joroba, perdió su trabajo, no tuvo como pagar sus gastos, volvió a la calle, volvió a tomar nuevamente el licor de carterita. Remigio “el jorobado” después de una fugaz pasantía por el mundo del poder económico, regresó a sus cotidianos encierros en el calabozo del pueblo.

El poder económico y su prefecto mayor que son los medios de comunicación privados, en la Venezuela actual, ¿cuántos Remigios jorobados y cuántos Hermigios hermosos produce? ¿Dónde está Otto Neustaldt que fue durante poco tiempo Remigio “el jorobado”? ¿Cuántos eran ladrones, groseros, apátridas y por defender los intereses de los poderosos hoy son “héroes” de la Patria?


Tuve el placer de conocer a Alí Primera a propósito de un acto organizado por la Liga Socialista un 23 de Enero en el 23 de Enero. Él estaba entre los oradores en la tarima.
En eso se armó la “sanpablera”. Vino la Policía Metropolitana, tomó posesión de uno de los bloques y fue subiendo piso a piso. Cada vez que pasaba por el lado cercano a la concentración disparaba hacia la gente, y subía otro piso y volvía a disparar. Y así sucesivamente. Se formó un cordón de seguridad para proteger el acto, y cada vez que la policía disparaba nos tirábamos al piso. Allí conocí el ruido que produce una bala que no te cae en el cuerpo y también conocí como alguien que está cerca de ti se cae al piso.
En una de esas tiradas al piso me doy cuenta que Alí Primera está al lado mío. Alí Primera era incapaz de estar protegido en una tarima sabiendo que había gente corriendo riesgo abajo.

En esos mis primeros años de universitario se hacían muchos actos de solidaridad en el Aula Magna: por la libertad de los presos políticos, por el derecho a la educación, en solidaridad con Nicaragua, o con El Salvador, etc. Estos actos que a veces eran maratónicos, normalmente tenían como figura central la actuación de Alí Primera, y eran animados, muchos de ellos, por Pedro León Zapata.
Durante años admiré a Zapata, el mismo al que Aquiles Nazoa le escribiera una de sus mejores piezas: “Zapata, dibújame un perro”. Hoy da tristeza verlo en Altamira citando a Aquiles Nazoa, o desde un hotel cinco estrellas recitar a Pablo Neruda. En la última marcha rayaron su mural. Por lo cual los medios aprovecharon de llorar como acostumbran. Por cierto no me pareció ni tan mal hecho, ya que sólo rayaron el espacio donde está la firma y lo hicieron con una letra muy parecida a la suya.
Esa raya ya fue limpiada por Zapata y otros más. Esa raya es fácil de lavar. La raya imposible de lavar es aquella propaganda de apoyo a la candidatura de Jaime Lusinchi.
Otra raya difícil de lavar, la de Soledad Bravo, que después de años de ser una cantante que mandaba a combatir a los demás, fue la figura central del acto cuando ganó su segunda presidencia Carlos Andrés Pérez, que se realizó en el Estadio Universitario.
No asombra pues sus actuales posiciones políticas del lado de las derechas más recalcitrantes. Las conciencias que tienen precio nunca fueron conciencia. Por cierto Soledad Bravo cantó en Hannover contratada por este gobierno que quiere desconocer. (Cobró varios miles de dólares).




Cuando la Revolución China, el ejército de Mao Tse Tung se inició con muy pocas personas, mientras las fuerzas del orden eran numerosas. Mientras el Ejercito Imperial perseguía a los rebeldes, cada vez que pasaba por un poblado arrasaba todo lo que veía: Metía presos a pobladores, quemaba casas, los soldados violaban mujeres, obligaban a los pobladores a entregarles alimentos, etc. Por el contrario cada vez que llegaba el ejército de Mao Tse Tung, sólo aceptaban la comida que voluntariamente les ofrecieran, respetaban a los pobladores y realizaban trabajos comunitarios. Es así como las tropas de Mao pasaron de ser de unos pocos miles a millones.
Traigo a colación esta reflexión porque por allí donde pase el Chavismo debe comportarse de una manera ejemplar. Sólo así se podrá convencer de que este proyecto es fiel representante de una nueva manera de ver al Mundo y de proponer un nuevo amanecer.


Hay un cuento chino que dice más o menos así:
Había una vez un príncipe que poseía el poder económico y político y que era muy considerado por todos los pobladores gracias a esos mismos poderes. Sin embargo la gente acudía permanentemente a visitar a un viejo ermitaño que vivía en las interioridades del bosque.
Al llegar a conocer el príncipe que los pobladores visitaban a este extraño ermitaño quiso saber porque lo hacían, y las personas a las que les preguntó le contestaron que era un sabio que les ofrecía grandes enseñanzas para la vida.
El príncipe decidió ir a visitar al ermitaño. Cuando se encontraron, el ermitaño le preguntó al príncipe si es que él se consideraba poderoso.
- Pues claro – le respondió el príncipe- tengo grandes extensiones de tierra, poseo el mejor ganado de miles de hectáreas a la redonda, poseo miles de empleados que están a mi servicio, el dinero que tengo acumulado es incalculable, etc.
- ¿Tú crees que tienes el poder de destruir a este grillo? – le dijo el sabio mostrándole al animalejo.
- Claro que sí – le dijo el poderoso- dando de un manotazo rápido una pronta muerte al grillo.
- Ahora, ¿tú crees tener el poder de reconstruirlo?
- Por supuesto que no, ya el animal está muerto.
- Entonces no eres poderoso – le contestó sabiamente el ermitaño.

Hay “poderosos” que implementaron el Paro, sabotearon la empresa que mayoritariamente le da de comer al pueblo venezolano, trancaron avenidas, cerraron Bancos, mataron a dirigentes campesinos, etc. Pero allí no radica el Poder. El Poder nos toca ejercerlo a nosotros construyendo, alfabetizando, produciendo, soñando, amando.



Mi Padre, que en paz descanse, me decía mucho, que hay tres tipos de mentirosos: Los que mienten mucho, los que mienten poquito, y los estadísticos.
Si algo he aprendido es a no creer en las encuestas, porque mi experiencia ha sido la de ver cómo se equivocan casi siempre de manera intencional y con objetivos político específicos. Sería un buen estudio hacer el análisis estadístico de las veces que han acertado y las que no. Seguramente en los últimos 25 años las estadísticas estarían a favor de las estadísticas que se equivocaron.


Me acaban de contar dos chistes.
El primero:
Bush se dirige a una Escuela primaria a dictar una conferencia. Después de concluida se para un niño llamado Bob a hacerla preguntas. Dice:
- Señor Presidente, tengo tres preguntas que hacerle.
¿Por qué si usted no ganó en las urnas, porque ganó como presidente?
¿Por qué ese afán desmedido para bombardear Irak?
¿Por qué bombardeó Afganistán para encontrar a Bin Laden y no lo pudo encontrar, matando a miles de inocentes?

En eso sonó el timbre del recreo. Al regreso a clases, y con el ánimo de continuar con las preguntas, se para un niño llamado Meter y le dice:
- Señor Presidente, yo tengo 5 preguntas que hacerle:
¿Por qué si usted no ganó en las urnas, porque ganó como presidente?
¿Por qué ese afán desmedido para bombardear Irak?
¿Por qué bombardeó Afganistán para encontrar a Bin Laden y no lo pudo encontrar, matando a miles de inocentes?
¿Dónde está Bob?
¿Por qué sonó el timbre del recreo 20 minutos antes?


El segundo:
Estaba un hombre paseando cuando se encontró con una lámpara maravillosa. Algo incrédulo la frotó para ver que pasaba y en eso apareció un Genio. El hombre contento se apresuró a decirle que le cumpliera con sus tres deseos. A lo que el genio le contestó:
- No señor, la cosa está difícil, y sólo te puedo dar un deseo. Así que piénsalo bien.
- Bueno, en estos últimos tiempos he estado pensando mucho en mi Madre que falleció el año pasado. Mi deseo es que me la traigas de vuelta.
- No señor, eso es muy difícil. Imagínate, tengo que ir al cielo, entrevistarme con San Pedro que siempre está muy ocupado. Después buscarla entre todos los fallecidos, de todos los tiempos, de todos los países, de todas las religiones. Y dígame si allí no se encuentra. Tengo que bajar al infierno, hablar con Lucifer, que es más ocupado que San Pedro y buscarla entre más gente aún, porque al parecer va más gente al infierno que al cielo. No señor, eso es muy difícil, pide otro deseo.
- Bueno, está bien: Que se vaya Chávez.
- ¿Cómo fue que me dijiste que se llamaba tu Mamá?


…máquinas de mentir, máquinas de castrar, máquinas de dopar: los medios de comunicación se multiplican y difunden democracia occidental y cristiana junto con violencia y salsa de tomate. No es necesario saber leer y escribir para escuchar la radio a transistores o ver la televisión y recibir el cotidiano mensaje que enseña a aceptar el dominio del más fuerte y a confundir la personalidad con un automóvil, la dignidad con un cigarrillo y la felicidad con una salchicha…

Eduardo Galeano



Se nos ha enseñado que lo que dice la prensa o la televisión es la verdad. Cuando hay discusiones suele usarse como argumento para validar lo que se afirma el que se leyó en el periódico o que lo dijeron en la televisión. Sin embargo soy de los que muy por el contrario cree que la condición de ser de los medios de comunicación es más la transmisión de mentiras que la de la información veraz.
Groucho Marx consideraba a la televisión como educativa porque cada vez que la prendía le provocaba ir a leer un buen libro.
A veces despreciamos el poder de los medios de comunicación. No solamente son capaces de mentir, sino de construir grandes mentiras. Por ejemplo, se acuerdan del grupo musical Los Monkees. Estos a finales de los años sesenta y principios de los setenta surgieron como contraparte norteamericana al avasallante triunfo y popularidad del grupo inglés Los Beatles. Recuerdo que cuando muchacho nos dividíamos los amigos entre los partidarios de los Monkees y los partidarios de los Beatles. Pues, los Monkees nunca existieron. Eran un montaje mediático. Que decepción cuando después de dos décadas me enteré del asunto. ¿Cómo pudieron engañar a tanta gente durante tanto tiempo?
Otro caso que huele a mentira es el del supuesto avión que se estrelló el 11 de Septiembre en el pentágono. Primero se dijo que fue un camión bomba, luego que fue un avión, pero cuando hemos visto miles de veces como se estrellaban los aviones en las torres gemelas no han pasado fotografías de los restos del supuesto avión que se estrelló en el pentágono. ¿Cómo se estrelló dañando sólo la planta baja del edificio? ¿Por qué causó tan pocos daños tratándose de un Boeing que por lo menos viajaba a 400 kilómetros por hora? Definitivamente hay mucho de raro en este suceso y han circulado por el mundo muchas interrogantes. Sin embargo los medios de comunicación se conformaron con las contradictorias versiones oficiales y pasaron la página solamente dándole importancia a lo que sucedió en las torres gemelas.

Las mentiras se pueden estructurar a grandes escalas y los ejemplos son infinitos. Para citar un ejemplo más. Es asombroso como durante años se ha hecho que pensemos en Cristóbal Colón como un ser bondadoso que no tuvo nada que ver con los desmanes posteriores de la conquista, y sin embargo fue el que comandó la primera gran matanza de indígenas en territorio americano. Las mentiras también se construyen a niveles nacionales y aquí en Venezuela tenemos infinitos ejemplos. Sin querer hacer una defensa de Pérez Jiménez, que estoy bien lejano a querer hacerla, pero en todos sus años de gobierno no tuvo la cantidad de presos políticos que tuvo Betancourt en su primer año de gobierno ni tampoco tuvo la cantidad de asesinatos políticos. Sin embargo se nos enseñó que Rómulo Betancourt era el padre de la Democracia.
La primera y más grande mentira de los medios de comunicación es que luchan por la libertad, por la democracia, por la educación, o cualquier otro valor de los que pregonan como objetivos. Habría que citar a Cantinflas cuando le decía a otro: “¿Hablamos como caballeros o hablamos como lo que somos?”
Lo que son los medios, y su razón de ser es la de hacer negocios. Ganar dinero es su objetivo principal y de allí la eterna pelea por conquistar el rating, inclusive valiéndose de cuanto programa que transmita antivalores pero que le resulte como captación de audiencia sea transmitido sin importarles el que esté en contradicción de lo que pregonan como su lucha primordial de transmitir la verdad, la formación educativa, el sano esparcimiento y la defensa de la libertad de expresión.
¿Cuántas veces hemos visto en series televisivas al héroe practicar la tortura como método de “sacarle” la verdad al delincuente? ¿Cuántas veces hemos visto en las telenovelas el que los personajes usen la agresión permanentemente sabiendo que esto es un modelo a seguir por los televidentes? ¿Cuántas veces hemos visto a los noticieros acomodar las noticias de acuerdo a los intereses que realmente ellos defienden? ¿Cuántas veces hemos visto transmitir informaciones falsas y posteriormente no se hace nada por desmentirlas?

2003

Hermano...

Hermano,
carga con tus metras de colores
lleva tus poemas y canciones
ponte en el hombro una ventana abierta
usa de anteojos el arcoiris
peinate con el viento
bañate de amanecer
Hermano,
es bonito el camino
cuando hay sueños aqen los bolsillos
cuando te encuentras en los abrazos comunes
cuando tu sombrero esel sol
cuando tus zapatos son elhorizonte
Hermano
teje tu verdad en tu piel
diluye tu amor en tu sangre
lleva tu casa en el pecho
lleva tu carne en todos los ojos que te miran
súmate, multiplícate
Hermano, siémbrate...